Tag Archives: tábanos

Año nuevo a 1700 metros sobre el nivel del mar

Ya más de una semana después de que empezamos el 2011, vengo a contarles cómo celebré año nuevo. Spoiler: estaba a 1700 metros sobre el nivel del mar.
Lo habitual es pasar año nuevo en familia, pero este año decidí hacer algo que tenía pendiente hace varios años: pasar año nuevo con amigos.
Junto con Martina empezamos a reclutar amigos, sabiendo desde un principio que la mayoría no iba a poder porque no subirían ni a un segundo piso por escaleras por compromisos familiares.
En un principio íbamos a ser seis en total, pero finalmente terminamos siendo sólo cuatro (Martina, Martín, Tomás y yo). Un número razonable, después de todo.
Lo interesante es que fuimos a pasar año nuevo al refugio Frey.
Nos reunimos todos al mediodía en el centro, para tomar el 50. Fue algo interesante ver la reacción de todos mis compañeros de trabajo cuando aparecí con una mochila cargadísima y vestido más para ir a la montaña que para un día de trabajo.
Tras mi primer viaje en colectivo como mochilero, arribamos a Los Coihues, desde donde caminamos unos dos kilómetros para llegar -recién ahí- al comienzo de nuestro camino.
Continue reading Año nuevo a 1700 metros sobre el nivel del mar

Tábanos

Ayer fui al cerro con unos amigos. En el largo camino (más de 20 km), no podíamos entretenernos simplemente caminando y hablando, así que surgió un juego un tanto estúpido pero entretenido (y motivador).
Básicamente, el juego consistía en matar tábanos, unos molestos insectos que pican, molestan y no son naturales de la zona (según se, fueron introducidos hace muchos años para eliminar a las chaquetas amarillas, aunque si ese era el objetivo no funcionó). Lo que al principio fue un entretenimiento casual, luego se convirtió en una voraz cacería, para terminar matando entre todos más de 250 tábanos. La tabla de frags quedó así:

Eugenio: 126 120 frags
Colo: 85+ frags (no llevaba demasiado la cuenta, pero sabemos que fue alrededor de ese número)
Zim: 31 frags
Matías: 26 29 frags

Como podrán notar, los dos primeros hicieron una gran diferencia. Sucedió que cuando volvíamos se detenían deliberadamente para atraer a los tábanos y una vez que tenían una cantidad considerable de estos cerca, matarlos. Fue divertido verlos como dos simios sacándose parásitos, golpeándose entre ellos para matar tábanos, y sólo por el hecho de ganar frags.
Para motivarnos y establecer una jerarquía, determinamos que todos empezamos en nivel cero. Para pasar de nivel, teníamos que hacer una determinada cantidad de frags que iba en aumento, de acuerdo a la sucesión de Fibonacci multiplicada x10.
Fue un juego un poco friki, pero así pudimos sobrevivir a la caminata.